14 Hábitos que Ensucian tu Casa y No lo Sabías

Desirée Vaquier_homify Desirée Vaquier_homify
Portadas ES, Press profile homify Press profile homify Hauptschlafzimmer
Loading admin actions …

¿Alguna vez te has preguntado por qué tu casa parece ensuciarse tan rápido? ¡No te preocupes! No es magia negra ni una conspiración de los duendes del polvo. En realidad, hay ciertos hábitos cotidianos que pueden estar contribuyendo a que tu hogar luzca más desordenado de lo que te gustaría. Pero no te preocupes, ¡aquí estoy para revelarte esos secretos oscuros (y polvorientos) y darte las soluciones para combatirlos!

¿Cuántas veces se tiene que limpiar la casa?

Limpieza diaria:

  • Barrer o aspirar los suelos: Una vez al día, especialmente en áreas de alto tráfico.
  • Limpiar las superficies de la cocina: Después de cada comida.
  • Lavar los platos: Después de cada comida o al final del día.
  • Limpiar los mostradores y mesas: Después de cada comida o cuando sea necesario.
  • Hacer las camas: Por la mañana, para empezar el día con buen pie.

Limpieza semanal:

  • Limpiar el polvo de las superficies: Una vez por semana, incluyendo muebles, estantes y otras superficies.
  • Aspirar o trapear los suelos: Al menos una vez por semana en todas las áreas.
  • Limpiar los baños: Una vez por semana, incluyendo inodoro, lavabo, bañera/ducha y espejos.
  • Cambiar las sábanas: Una vez por semana.

Limpieza mensual:

  • Limpiar electrodomésticos grandes: Como el horno, el microondas y el refrigerador.
  • Limpiar cortinas y alfombras: Pasar la aspiradora o sacudir el polvo.
  • Limpiar detrás de muebles y electrodomésticos: Donde el polvo y la suciedad tienden a acumularse.

Limpieza estacional:

  • Limpiar ventanas: Al menos dos veces al año, preferiblemente al comienzo de la primavera y el otoño.
  • Limpiar los conductos de ventilación: Al menos una vez al año para mantener una buena calidad del aire.
  • Limpiar armarios y guardarropas: Donar o desechar ropa y objetos que ya no se necesiten.

¿Qué hacer cuando la casa está muy sucia?

Portadas ES, Press profile homify Press profile homify Hauptschlafzimmer

Justo para responder esta pregunta es que traemos a detalle los 14 hábitos que ensucian tu casa y no sabías, así podrás evitarlos y tener tu hogar impecable.

14 Hábitos que hacen que un Hogar este Sucio sin darnos cuenta

1.Dejar los zapatos puestos dentro de casa: ¿Sabías que tus zapatos pueden acumular gérmenes y suciedad de la calle? Al dejarlos puestos dentro de casa, estás esparciendo ese caos por todas partes. La solución: ¡zapatillas de estar por casa para todos!

2.No limpiar los derrames de inmediato: Esa manchita de salsa de tomate en el mostrador puede parecer inofensiva al principio, ¡pero pronto se convertirá en una batalla campal contra las manchas! La solución: un paño y un poco de detergente pueden ser tus mejores aliados.

3.Acumular ropa en la silla: ¿Quién necesita un perchero cuando tienes una silla? ¡Pero espera! Esa montaña de ropa puede parecer un accesorio de decoración, pero en realidad es un imán para el desorden. La solución: ¡dedica unos minutos al día para doblar y guardar la ropa!

Portadas ES, Press profile homify Press profile homify Hauptschlafzimmer

4.No secar bien la ducha después de usarla: El agua acumulada en las paredes de la ducha puede convertirse en el caldo de cultivo perfecto para moho y hongos. La solución: ¡un par de minutos extra con la toalla pueden evitar grandes problemas!

5.Dejar los platos sucios en el fregadero: El fregadero lleno de platos sucios puede ser una visión desoladora al final del día. La solución: ¡lava los platos después de cada comida o usa el lavavajillas!

6.No sacudir las cortinas y las alfombras: Es fácil olvidarse de estas zonas al limpiar, pero la acumulación de polvo en las cortinas y las alfombras puede empeorar la calidad del aire en tu hogar. La solución: ¡sacude esas telarañas (literalmente)!

7.No cambiar regularmente las sábanas: ¿Te sientes como si estuvieras durmiendo en una nube de polvo? Es hora de cambiar esas sábanas. La solución: ¡una lavada regular puede hacer maravillas por tu sueño (y tu salud)!

8.No limpiar los electrodomésticos regularmente: Desde el horno hasta el microondas, estos aparatos pueden acumular grasa y suciedad con el tiempo. La solución: ¡una limpieza regular puede prolongar la vida útil de tus electrodomésticos (y evitar accidentes culinarios)!

9.No limpiar los pomos y manillas: ¿Alguna vez has pensado en la cantidad de manos (y gérmenes) que tocan esos pomos y manillas a diario? La solución: ¡un paño con desinfectante puede ser tu mejor amigo!

10.Guardar alimentos caducados en la despensa: Es fácil olvidarse de esos productos olvidados en el fondo de la despensa, ¡pero pueden convertirse en un festín para las plagas! La solución: ¡una limpieza periódica y deshacerse de lo caducado puede mantener a raya a los intrusos no deseados!

11.No limpiar el polvo de las superficies altas: ¡El polvo no conoce límites! Es importante no olvidar las superficies altas al limpiar para evitar que el polvo se acumule y caiga sobre todo lo demás. La solución: ¡un buen plumero de vez en cuando puede marcar la diferencia!

12.Dejar los objetos fuera de lugar: ¿Alguna vez has buscado tus llaves durante horas solo para encontrarlas en el lugar más obvio? Dejar objetos fuera de lugar puede contribuir al desorden general de tu hogar. La solución: ¡un lugar para cada cosa y cada cosa en su lugar!

13.No ventilar la casa: El aire fresco puede hacer maravillas por tu hogar, ¡pero solo si le das la oportunidad! No ventilar adecuadamente puede hacer que el aire se vuelva rancio y cargado. La solución: ¡abre esas ventanas y deja entrar un poco de aire fresco!

14.Dejar para mañana lo que puedes hacer hoy: Este es el hábito más peligroso de todos. ¡Dejar las tareas para más tarde solo contribuye a que el desorden y la suciedad se acumulen! La solución: ¡no dejes para mañana lo que puedes hacer hoy (especialmente cuando se trata de limpiar)!

Así que ahí lo tienes, ¡14 hábitos que podrían estar haciendo que tu casa luzca más desordenada de lo que te gustaría! Pero no temas, con un poco de esfuerzo y algunos cambios en tu rutina, ¡puedes convertir tu hogar en un paraíso de limpieza y orden! ¡Adelante, hazle frente al caos y triunfa!

Benötigen Sie Hilfe mit einem Projekt?
Beschreiben Sie Ihr Projekt und wir finden den richtigen Experten für Sie!

Highlights aus unserem Magazin